sábado, 10 de junio de 2017

Prohibida


El tiempo devora mi carne
escupo flores perfumadas
te escurres por mis madrugadas
hechicera con olor a jazmín

Arden, en mis manos 
los libros
en el infierno de las palabras
y tu sabor a miel
recorre mi lengua ávida 

Lamentos y lágrimas
conjugan tu sacro Poema
preñado de otro poeta 

Compasivo, mi tiempo
que devora mi carne
perfumada de jazmín
allende los mares 

M. Portanova